sábado, 23 de junio de 2018

Feminismo hegemónico vs. Feminismo científico



(Buenos Aires)

En el tema tan controvertido actualmente como el feminismo, creo que hay que tener en cuenta las distintas posturas y la discusión que se ha entablado. Una, la del feminismo llamado hegemónico que sería la que se está imponiendo y otra, la del llamado feminismo científico, del que se ocupan, por ejemplo, en nuestro país la licenciada en filosofía Roxana Kreimer, también doctora en Ciencias Sociales, y que publica en las redes sociales Twitter :@feminisciencia  y también en facebook: con el grupo Feminismo científico.
También tiene un sitio web: Feminismo científico https://feminismocientific.wixsite.com/misitio
En dicho sitio, hay una síntesis de Roxana Kreimer:

"...llegué a la problemática de género desde el escepticismo, sorprendida por la información dudosa que se reitera en innumerables sitios feministas angloparlantes y españoles, y apenada por comprobar que buena parte de los adelantos científicos de las últimas décadas no están presentes en el ámbito académico ni en el cultural del mundo hispanoparlante.  Me propuse entonces el objetivo de tratar de realizar un aporte para iniciar un  diálogo más racional sobre estos temas...".

En la  presentación del libro El sexo y la eutanasia de la razón de Joan Copjec, en la Feria
Internacional del Libro de Buenos Aires, estaba presente la autora y también Ernesto Laclau quien
prologó el libro. Copjec, profesora de Literatura, Literatura Comparada y "Media Studies"en la Universidad de Buffalo, publicó el ensayo que lleva por título el nombre de este libro, se opone en su concepción teórica  a las teorías de una intelectual también norteamericana de notable influencia: Judith Butler. En la reseña que escribí del libro de Joan Copjec, se puede sintetizar:
"...Para Copjec el intento de reflexionar acerca del sexo también coloca a la razón en conflicto consigo misma. Declara su oposición a las alternativas que se encuentran, especialmente a la última, tan sólo porque en los círculos críticos, es lo que actualmente -dice - requiere nuestra atención.
La autora se refierió luego a Judith Butler, quien guardaba - dijo al ser consultada por quien escribe - un significativo silencio ante la publicacion del referido ensayo .
Butler es también profesora de literatura comparada e hizo tesis novedosas en los llamados estudios culturales donde ha tenido una intervención de tipo política. Ya que sus teorías de género no han dejado de ser políticas. Para Butler toda identidad, toda noción de sujeto es siempre construida.
En cambio Copjec, apoyándose en Kant sostiene que éste fue el primero en teorizar, por medio de su distinción, la diferencia que funda la división que realiza el psicoanálisis de todos los sujetos en dos clases mutuamente excluyentes: masculina y femenina. Copjec también se apoya en Lacan, en otro de los textos del libro: "¿El líder puede amarnos realmente?, cuando dice "La relación sexual no existe". La autora explica que esto último escandalizó en su momento a la audiencia y que lo que quiso decir el célebre pensador francés fue que no hay ciencia del amor, que no hay fórmulas para él y no que el amor es un falso señuelo..."
Para leer la reseña completa del libro: https://archivosdelsur-lecturas.blogspot.com/2018/06/el-sexo-y-la-eutanasia-de-la-razon.html
El tema del feminismo tanto el hegemónico como el feminismo científico parece inagotable, y es sin duda, uno de los temas más controvertidos de este siglo. Da para seguir pensando.

(c) Araceli Otamendi 

viernes, 15 de junio de 2018

Fútbol y literatura... letras y gol por Washington Daniel Gorosito Pérez

(México, D.F.) Washington Daniel Gorosito Pérez

Quizás lo del título parezca extraño, ¿qué relación existe entre estas áreas del quehacer creativo humano?
Existen cuentos formidables en torno del balompié. Escritores como los mexicanos Carlos Monsiváis y Guillermo Samperio; el brasileño Ruben Fonseca; el argentino Mempo Giardinelli y el uruguayo Mario Benedetti, entre otros, han hecho de este deporte su fuente de inspiración en algunos de ellos.
Otro escritor mexicano insustituible en la dualidad literatura-fútbol es el confeso hincha del Necaxa   y del Barcelona en España,  Juan Villoro, que lleva al título de su obra el concepto sociológico “tribu”, adaptado a este deporte, dicho material se titula “Los Once de la Tribu”.
En el presente trabajo compartiré con ustedes algunos fragmentos de la entrevista realizada a Eduardo Galeano, uno de los escritores considerado titular indiscutible en la “media cancha” de la “selección literaria” latinoamericana.
Dicha entrevista la llevó a cabo el periodista Jorge Garza y la publicó La Jornada el viernes 29 de mayo de 1989.

Entrevista a Eduardo Galeano

Eduardo Galeano (1940) quiso ser jugador de fútbol, jugaba muy bien “era una maravilla, pero solo de noche, mientras dormía”. Durante el día era el peor pata de palo que se había visto en los  campitos de su país. Sin embargo, al paso de los años Galeano terminó por asumir su verdadera identidad: un mendigo de buen fútbol que va por el mundo sombrero en mano y que en los estadios suplica “Una linda jugadita por el amor de Dios”.

Y cuando ocurre un buen juego, Galeano agradece el milagro sin importarle un rábano cual es el club o el país que se lo ofrece.

Su interés por el fútbol es de toda la vida, ¿no es cierto?
Yo nací gritando “gol” como todos los niños uruguayos.
¿Qué ha perdido el juego al volverse industria?
Bueno parte de la gracia que tenía. Pero conserva lo más importante: la capacidad de defensa y de asombro, si todo respondiera a la reacción de las computadoras nadie iría al estadio; el fútbol sigue siendo asombroso como la vida.
¿Resulta perjudicial que la sociedad actual viva futbolizada?
Las personas tienen derecho a la pasión colectiva y a la identidad. Y la verdad es que hoy la camiseta del “equipo de los amores” de cada quien es una especie de manto sagrado. El hincha se reconoce en los colores del club. El fútbol es un deporte que a veces es  arte. No me parece  nada de malo esa pasión, salvo cuando se convierte en horror por obra de los energúmenos que acuden al estadio para desahogar la violencia. Una cosa es el hincha y otra el fanático. ¡Detesto a los fanáticos del fútbol ¡ El fanatismo  es abominable.
¿Qué le provoca un estadio vacío?

El estadio vacío es el menos vacío de los lugares. Un estadio siempre está lleno de fantasmas: jugadores que allí  jugaron, la multitud que vibró, los goles que fueron celebrados. Un estadio siempre está lleno de energía.

Qué bella su definición de que “el gol es el orgasmo del fútbol ” .

Ja,ja,ja  Pero al igual que él, el gol es también menos frecuente en la vida moderna: la cantidad de goles tiende a disminuir. El gol es el elemento supremo el fútbol, y el que más alegrías ofrece, pero no se trata de que haya que jugar para meter goles, he visto partidos estupendos sin anotaciones. El momento del gol representa lo mágico que contradice la ley de la gravedad: cuando llega los estadios se elevan por los aires.


A continuación tengo el enorme placer de compartir con ustedes un microcuento de mi autoría titulado:

                                                       En defensa del gol*

Los intelectuales aborrecen los estadios.
Ser hincha es profundo, aunque responde a un mero juego.
Excita reacciones, buenas y malas que conmueven más allá de lo racional, lo conveniente, lo consabido. Muchos si se vieran al espejo se atemorizarían de las mismas.
Ser hincha viene de la noche de los tiempos y eso, nunca es poca cosa. Cualquiera que haya gritado un gol inolvidable, perdido entre la multitud de las gradas, sabe que eso viene de la esencia misteriosa de lo humano, que es como inhumano.
Y si el gol Su Señoría, es el orgasmo del fútbol… Por eso lo maté…Me lo negó el número 10.
Por fallar el tiro penal, en el último segundo, dejándome excitado y robándome el placer de gritar… Gooooooollllll.

                                   


* Publicado en el libro: “Para leerlos todos”. Antología de Microcuentos. León, Gto; México  Universidad Iberoamericana de León. Instituto de la Cultura de León. Año 2009.



(c) Washington Daniel Gorosito Pérez
México, D.F.

Washington Daniel Gorosito Pérez es un escritor y periodista uruguayo radicado en México
















martes, 12 de junio de 2018

La literatura futbolera también existe por Magda Lago Russo


(Montevideo) Magda Lago Russo


Se cumple un siglo de la publicación del primer cuento de fútbol. Lo escribió Horacio Quiroga y lo  escribió  basándose  en un hecho real: la muerte de Abdón Porte, figura de Nacional de Montevideo, quien se suicidó en la cancha cuando supo que no formaba mas parte del equipo. Se publicó en una revista con sede en Buenos Aires y fundada y dirigida por un uruguayo, Constancio C. Vigil,la revista era Atlántida, que en su número 11 del 16 de mayo de 1918— incluyó el relato de Quiroga cuyo titulo es “Juan Polti, half-back”.  Este episodio se había producido un par de meses atrás, la noche del 5 de marzo, dos días antes de que el primer número de Atlántida saliera a la calle. Parado en el centro del campo de juego del Parque Central, el estadio del Club Nacional de Football, Porte se pegó un tiro en el corazón porque supo que había perdido su lugar en el equipo. En la mano llevaba una nota que decía: “Nacional aunque en polvo convertido / y en polvo siempre amante / no olvidaré un instante / lo mucho que he querido / Adiós para siempre”. 


La literatura de tema deportivo no es  un fenómeno reciente. Ya en la Grecia antigua Píndaro compuso odas triunfales para los vencedores de las Olimpíadas.

Del cuento de Quiroga:

‘’Polti tenía veinte años, y había pisado la cancha a los quince, en un ignorado Club de quinta categoría. Pero alguien de Nacional lo vio cabeceador, comunicándolo en seguida a su gente. Nacional lo contrató, y Polti fue feliz.’’  
.
 ‘’En la madrugada fue hallado el cuerpo del half-back acostado en la cancha, con el lado izquierdo del saco un poco levantado, y la mano derecha oculta bajo el saco. 
En la mano izquierda apretaba un papel, donde se leía: 
"Querido doctor y presidente: le recomiendo a mi vieja y a mi novia. Usted sabe, mi querido doctor, por qué hago esto. ¡Viva el club Nacional!" 
Y más abajo estos versos:

Que siempre esté adelante 
El club para nosotros anhelo 
Yo doy mi sangre por todos mis compañeros, 
Ahora y siempre el club gigante 
¡Viva el club Nacional!  ‘’

No fueron ajenos al tema Mario Benedetti y Galeano, con El césped y otros relatos y Fútbol a sol y sombra, respectivamente.
Las épocas en que publicaron los trabajos están bastante distanciadas unas de otras. Quiroga escribió su: "Juan Poldi, halfback", antes de los años veinte. Mario Benedetti es autor de dos relatos sobre fútbol, el primero titulado "Puntero izquierdo", publicado dentro de un conjunto de cuentos que llevó por título Montevideanos, data de 1954. Han de pasar treinta y seis años para que escriba el otro: "El césped", que se publica en el libro Despistes y franquezas, y que casi se podría considerar como una novela corta, más que por su extensión por su estructura. 
Benedetti, al igual que Quiroga, demuestra un gran conocimiento del balompié, no sólo en cuanto a sus reglas y su historia, sino especialmente en lo tocante a la psicología del futbolista y de los demás personajes que se hallan en ese mundillo. Los dos escritores no se encierran en la anécdota deportiva sino que van bastante más allá.
Buscan aparte de la pasión que despierta el fútbol, el aspecto socio-deportivo, y no descartan nunca la situación económica. 
En "Puntero izquierdo", Benedetti ofrece la visión del futbolista abrumado por su situación laboral y por tanto enfrentado a una grave inestabilidad económica. Un hombre joven, perteneciente a un club menor, que justamente ha de jugar contra un equipo de prestigio. Los directivos de este club poderoso se acercan a él para convencerlo de que su equipo no debe ganar el partido, que significaría el ascenso a la categoría inmediatamente superior, porque no está en condiciones de mejorar de nivel. Y que por lo tanto lo que corresponde es colaborar para que quien gane el encuentro sea el equipo rival. Hay naturalmente una recompensa : un trabajo superior al que tiene, y en el que no está nada seguro por haber intervenido anteriormente en alguna huelga. El joven futbolista se deja tentar por ese premio tan apetecible que lo alejará de la angustia de no poder ver claro su futuro y acepta el trato. 

Es desde ese momento un corrupto vencido más que por los argumentos de los corruptores, por su propia miseria económica, y la necesidad de ofrecerle una mejor vida a su madre y, por qué no, también conseguirla él. El propio jugador es quien va relatando todos los acontecimientos de esta historia. Narra el lugar de encuentro con los directivos del otro club……..

‘’Futbol a sol y sombra’’ Eduardo Galeano

Este libro rinde homenaje al fútbol, música del cuerpo, fiesta de los ojos, y también denuncia las estructuras de poder de uno 0de los negocios más lucrativos del mundo.
Es una edición ampliada que incluye el Mundial Sudáfrica 2010 visto por el autor.

(c) Magda Lago Russo
Montevideo
Uruguay

Bibliografía:

Decano desde 1999.El sitio del hincha de Nacional./Montevideo
Resumen.com
Mario Benedetti, La rebelión a través del fútbol
Carlos Meneses/Rebelión.cultura
Juan Polti,halfback/ Sudestada

                                             
Magda Lago Russo es una escritora uruguaya

domingo, 27 de mayo de 2018

El adiós al novelista estadounidense Philip Roth por Washington D. Gorosito Pérez

(México, D.F.) Washington Daniel Gorosito Pérez

El escritor estadounidense Philip Roth falleció a los 85 años en la ciudad de Nueva York; quien fuera una de las figuras claves de la literatura contemporánea de la Unión Americana. En su trayectoria encontramos 30 obras, en las que retrató algunas de las ansiedades y problemas de su país, así como la identidad judía en Estados Unidos, comunidad a la que pertenecía. Lo suyo era la novela, aunque también escribió cuentos y ensayos.
Una de sus amigas, Judith Thurman dijo de Roth: “era una persona increíblemente generosa. Siempre muy exigente, respetuoso y muy respetado por muchos autores jóvenes y muchos de sus contemporáneos. Era, en mi opinión, un gran escritor y un gran hombre, y su pérdida es incalculable”.
Sin lugar a dudas, como lo dice su amiga fue un gran escritor y multipremiado. Obtuvo entre otros galardones el Premio Pulitzer y fue candidato al Nobel de Literatura; también recibió el Premio Nacional de Libros el Man Booker International y el Príncipe de Asturias de las Letras.
Pastoral Americana en 1997 fue la novela que le dio el Pulitzer, y que el año 2016 fue llevada siendo Ewan Mc Gregor y Jennifer Connelly los actores principales. La obra pertenece a la serie de Nathan Zuckerman, aunque en este caso el escritor cuenta la historia de un amigo, Seymour “el Sueco”. Levov, un empresario y ciudadano que lleva una vida modelo, la que se viene abajo cuando su hija se mete en un grupo terrorista, en la agitada década de los 60 del siglo pasado como escenario.
Recordemos que Nathan Zuckerman es su personaje más celebre que debutó en la obra, “La visita al maestro”, de 1979. Zuckerman será revisitado a lo largo de su recorrido literario, conformó una especia de alter- ego con el autor,  o alter- brain, diría el propio Philp Roth. En la “Visita al maestro”, Zuckerman se encuentra con una mujer que dice ser Ana Frank, con la que comenzará un sesudo análisis sobre la identidad judía y estadounidense posterior a la Segunda Guerra Mundial.
El Comité Pulitzer cuando le otorgó el premio por “Pastoral Americana” en 1979, dijo: “Desde el comienzo de su larga y famosa carrera, la ficción de Philip Roth ha explorado la necesidad humana de demoler, desafiar, oponerse, separarse”.
En el 2010 publicó “Némesis”; dos años después anunciaría que sería su última novela, decisión que tomó posterior a volver a leer todas sus obras. Sus palabras fueron: “Decidí que he terminado con la ficción”, dijo con voz entrecortada. “No quiero leer más, escribir más y ya no quiero hablar más del tema. Ya no siento esa dedicación para escribir que había experimentado toda mi vida”. En su retiro se dedicó a leer, nadar y reunirse con amigos.
Su obra más controvertida fue “El lamento de Portnoy”, la que le daría en 1959 el Premio Nacional del Libro; creando una gran sensación debido a su descripción explícita de la sexualidad de un joven, sus relaciones con mujeres no judías y su masturbación para liberarse de una estricta madre y educación judía.
Casi medio siglo después, escribió un ensayo para The New York Times, en el que realiza una descripción de sus impresiones después de volver a leerla. “Luego de leer “El lamento de Portnoy”, 45 años después, estoy impresionado y satisfecho: impresionado de haber sido tan imprudente, contento de haber sido tan imprudente”, escribió.
“Ciertamente, mientras escribía, no entendí que no me libraría de este paciente psicoanalítico al que llamé Alexander Portnoy. De hecho, estaba a punto de cambiar mi identidad por la suya”. En su ensayo Roth describió al protagonista como un “hombre poseído por sensaciones peligrosas, opiniones desagradables, agravios salvajes, sentimientos siniestros y…acosado por la implacable presencia de la lujuria”.
En el 2012 obtuvo el Premio Príncipe de Asturias de las Letras. Roth dijo que recibir este premio fue “muy conmovedor” por haber sido un galardón que su amigo el mexicano Carlos Fuentes recibió 18 años atrás. “Quisiera que estuviese vivo para que pudiera oír su voz melodiosa al otro lado del teléfono dándome la felicitación con su cortesía habitual”, lo que estampó en la página oficial de la Fundación Príncipe de Asturias.
El dictamen del jurado del Premio Príncipe de Asturias de las Letras explicaba que: “Por la calidad literaria de su obra que se muestra en una escritura fluida e incisiva, en la que aparecen personajes, hechos y tramas que conforman una compleja visión de la realidad contemporánea que se debate entre la razón y los sentimientos, como el signo de los tiempos y el desasosiego del presente”.
Para el principal traductor de Roth al español, el escritor, crítico literario y catedrático Ramón Buenaventura, el escritor estadounidense es uno de los hombres con mayor sensibilidad lingüística que ha conocido.
“Su estilo está marcado por la eficacia de la comunicación, una capacidad tremenda para elegir las palabras más convenientes y colocarlas en el sitio más pertinente. Es un gran escritor, un maestro de la pluma y, sin duda, uno de los grandes escritores del siglo XX”.
En su última entrevista concedida en enero de este año a The New York Times, el escritor externó: “Todos los talentos tienen sus límites: su naturaleza, su alcance, su fuerza; y también su final, un periodo, su ciclo de vida”.

(c) Washington Daniel Gorosito Pérez
México, D.F.

Washington Daniel Gorosito Pérez es un escritor y periodista de origen uruguayo radicado en México

domingo, 13 de mayo de 2018

El adiós al teórico literario Gérard Genette padre de la narratología

(México, D.F.) Washington Daniel Gorosito Pérez

Murió el escritor, crítico y teórico literario francés Gérard Genette que naciera en París el 7 de junio de 1930 y falleciera el 11 de mayo. Considerado junto a Roland Barthes y Tzvetan Todorov, como los máximos representantes de la crítica literaria. Son claves sus aportaciones al análisis estructural y a la denominada teoría de las formas literarias; también destacó como profesor de Literatura Francesa en la Universidad de la Sorbona de París.
Genette presentará el “modelo triádico” que se distingue del resto de la producción estructuralista debido a que reconocerá la insuficiencia del esquema dicotómico que se utilizaba hasta ese momento (1972). De ahí que distinguirá en el texto narrativo, tres instancias bien diferenciadas:
La Historia que es el conjunto de acontecimientos o hechos que se narran, presentados en un orden lógico y cronológico, en el que jamás podrían sucederse, ya que algunos hechos ocurrirán simultáneamente, pero la narración no permite dar cuenta de ello. La Historia no es un objeto sino un concepto que señala el significado o contenido narrativo.
El Relato es el discurso oral o escrito que materializa la historia, el texto narrativo ya concluido conforma un todo significante, el enunciado o texto.
La Narración es la acción verbal o hecho que convierte a la Historia en Relato; es el hecho narrativo productor; y, por extensión, la situación real o ficticia en que se produce el acto narrativo. La Historia y la Narración no existen para el lector, si no es por mediación del Relato.
Monsieur Gerard mantendrá en su modelo el concepto estructuralista a partir del cual el sentido se construye al identificar las relaciones entre los distintos niveles. De ahí que en su teoría, sostiene que la articulación entre los niveles de la Historia con el Relato, la Narración con el Relato y la Historia con la Narración se puede estudiar mediante la observación y el análisis de tres categorías que tienen su origen en las relaciones anteriores: Tiempo, Modo/s y Voz, tres categorías que se relacionan con Historia, Relato y Narración.
Tiempo, expresa las relaciones posibles entre el Relato y la Historia.
Modo o modalidades (formas y grados) de la “representación” narrativa en que se expresan las relaciones entre la Narración (o situación de enunciación) y el Relato (o texto).
Voz, la forma como se encuentra implicada, en el Relato, la propia Narración como instancia narrativa. En ella se encuentran sus dos protagonistas: el narrador y su destinatario, real o ficticio. La voz designa una relación con el sujeto (y, de forma más general, la instancia) de la enunciación.
¿Cómo se relacionan? Tiempo y Modo funcionan, las dos, en el nivel de relaciones entre Historia y Narración; la Voz designa, a la vez, las relaciones entre Narración y Relato y entre Narración e Historia. Las categorías de Tiempo, Modo y Voz, expresan a su vez las relaciones entre Historia, Relato y Narración, pueden ser observadas solamente en el Relato ya que éste es el objeto concreto. “La Historia y la Narración no existen, para el lector, si no es por mediación del Relato”. Por lo que Genette afirma que debe realizarse el “Discurso del Relato”.
Recordemos que en el artículo “La littérature comme telle”, de 1966, en el que comenta al poeta, ensayista y filósofo francés, Paul Valéry, resalta el carácter formal del discurso literario y señala que la creación literaria no existe porque “el ejercicio literario se reduce a un amplio juego combinatorio en el sistema preexistente que no es otro que el lenguaje”.
En el periódico francés Libération, que fuera fundado en 1973 por el filósofo Jean- Paul Sartre se le despidió en los siguientes términos: “Su rigor, su estilo, su ironía, su trabajo sobre la materia de los textos ha influenciado bajo el nombre de la narratología a algunas generaciones de estudiantes, así como de lectores y profesores, más allá de la materia literaria”.

(c) Washington Daniel Gorosito Pérez
México D.F.

Washington Daniel Gorosito Pérez es un escritor y periodista de origen uruguayo radicado en México

jueves, 10 de mayo de 2018

Cuatro Nobel de la Paz en Voy x la Paz 2018

(Montevideo) Magda Lago Russo

 En Montevideo, el  26 de abril pasado,  se llevó a cabo el evento "VOY X LA PAZ 2018  inaugurado por  el Presidente de la República Doctor Tabaré Vázquez en el Auditorio del Sodre. "Voy por la paz" se realizó en el Hotel Radisson impulsado por la Fundación para la Democracia Internacional, una organización con sede en la Argentina, que trabaja desde hace años la problemática de la violencia y el trabajo esclavo.  Fue la segunda edición de este evento, luego del organizado en Rosario (Argentina).   Participaron los premios Nobel Lech Walesa (1983), Rigoberta Menchú (1992), Adolfo Pérez Esquivel (1990) y Shirin Evadi (2008). 
Se desarrollaron paneles liderados por los ilustres visitantes. La coordinación de  estas mesas  fue realizada por Guillermo Whpei, presidente de la Fundación para la Democracia Internacional. El sábado 28  se realizó el CONCIERTO POR LA PAZ  bajo la coordinación del argentino Lito Vitale en el Velódromo.  Actuaron entre otros Ruben Rada, Patricia Sosa, Emiliano Brancciari, Juan Carlos Baglietto, Tabaré Cardozo, Hilda Lizarazu y el dúo Spuntone & Mendar .
El presidente de la Fundación, Guillermo Whpei  dijo en Conferencia de prensa “Es una acción para empezar a instalar dentro de la sociedad la cultura de la no violencia”,  y agregó que “la ausencia de paz, la pobreza y la extrema injusticia generan hechos violentos como lo que sucede en casi toda Latinoamérica”. Agregó que la paz es una “convivencia cotidiana”, y no solo un tema. El concierto propone una jornada en la que se reúnen  artistas uruguayos y argentinos para compartir su música en un formato basado en la colaboración artística, con la particularidad de que quienes los acompañarán sobre el escenario son los Premios Nobel de la Paz – por primera vez en Uruguay- con sus relatos de Paz. América Latina está considerada una de las regiones más pacíficas del mundo debido a la ausencia de conflictos armados, pero es uno de los continentes con mayor índice de violencia urbana. La inequidad, la desigualdad de oportunidades, la injusticia social y la pobreza estructural de nuestra región son también ausencia de paz. Son una forma de violencia  profunda.
Acerca de los Premios Nobel de la Paz que participaron:
https://www.voyporlapaz.com/premios-nobel

(c) Magda Lago Russo
Montevideo
Uruguay

Bibliografía

Diarios Clarín, Página 12, El Observador (Montevideo) y Subrayado
   
sitio web.































https://www.voyporlapaz.com/

Magda Lago Russo es una escritora uruguaya

miércoles, 25 de abril de 2018

Los abusos sexuales tras las cortinas de la Academia Sueca por Javier Claure C.

Sara Danius el día que renunció a su cargo 
Academia









Miembros de la Academia Sueca



Rosón colgado en el edificio de la Academia Sueca


(Estocolmo) Javier Claure C.

La Academia Sueca, responsable de otorgar anualmente el Premio Nobel de Literatura más prestigioso del mundo, se encuentra sumida en un gran escándalo que ha dañado la vida cultural sueca. Hasta hace poco la Academia ha sido una de las instituciones más misteriosas y herméticas del mundo. Sus miembros, escogidos minuciosamente bajo la batuta del rey Carlos Gustavo, y con una excelente formación académica, gozaban de un aura sobrenatural. Pero a principios de este mes, estalló la dinamita Nobel, poniendo en tela de juicio algunos secretos escondidos por la Academia durante mucho tiempo.
En realidad, todo empezó en noviembre del año pasado cuando, en Hollywood, saltó a la luz del día la campaña #Metoo (yo también) relacionada con abusos sexuales contra las mujeres, y que tuvo repercusión en muchos países. Y así, llegó también a Suecia la onda magnética de tal campaña. Y como resultado, 18 mujeres salieron del anonimato para denunciar, mediante el periódico Dagens Nyheter, que fueron víctimas de abusos y acosos sexuales. El autor de tan indecente conducta es el dramaturgo y fotógrafo francés, Jean Claude Arnault, esposo de Katarina Frostenson; académica y miembro del Comité Nobel desde hace 26 años. Arnault junto a su mujer eran responsables del Club Literario “Forum” financiado por la Academia. Sospechoso manejo que va en contra de los principios y ética de la misma Academia. Según la prensa sueca existen irregularidades económicas y se hará una investigación detallada del caso. Además, Arnault es acusado de haber filtrado a los medios de comunicación, al menos en siete ocasiones, el nombre del ganador del Premio Nobel de Literatura.
Al principio de este alboroto, que ha causado la atención mundial, tres miembros de la Academia Kjell Espmark, Klas Östergren y Peter Englund renunciaron a su cargo en dura señal de protesta por la no expulsión, del Comité Nobel, a Katarina Frostenson; por las supuestas acusaciones en contra de su marido. Da la impresión que han prevalecido otras cosas que los valores de la Academia. Espmark ha dicho a la prensa: “La integridad es el nervio central de la Academia. Y hay personas que toman en cuenta la amistad, y otros motivos por encima de la responsabilidad y la integridad de la Academia. Por eso no puedo seguir participando”. Mientras que Östergren se manifestó de la siguiente manera: “La Academia va arrastrando problemas serios desde hace tiempo, y ahora quiere resolverlos mediante confusas consideraciones. Lamentablemente esto implica traicionar a sus fundadores y protectores. Y también se traiciona al gusto y al talento literario”. El ex secretario permanente Peter Englund (2009-2015) señaló que existe una creciente grieta en el seno de la Academia, y que las críticas a su sucesora, Sara Danius, son totalmente injustas. Y acotó: “Se han tomado decisiones con las que no estoy de acuerdo, tampoco puedo defenderlas. Y, por consiguiente, he decidido no participar más en el trabajo de la Academia”. A todo esto se suma la carta abierta enviada, al periódico Expressen, por uno de los miembros de la Academia, Horace Engdahl, quien acusó a Sara Danius de ser la peor secretaria desde 1876. Es decir, desde que se fundó la Academia por el rey Gustavo III.
Finalmente, y después de una reunión que tuvieron los miembros de la Academia, Sara Danius y Katarina Frostenson renunciaron a sus sillas. Danius no quiso revelar si su salida fue a raíz de una votación en contra de ella. Y dijo: “Es la voluntad de la Academia y acepto. Hubiera querido seguir, pero hay otras cosas que hacer en la vida”. Y fue más dura en un mensaje enviado a la prensa donde añadió: “La Academia Sueca es importante y tiene mucho prestigio, pero eso no significa que no se pueda cambiar. Independientemente del poder, no es justo sobreponer intereses a los valores de nuestro tiempo. Por el contrario, la Academia debe ganarse la legitimidad del pueblo sueco. Acepté trabajar como secretaria permanente porque tenía apoyo en el sentido de que poco a poco, pero conscientemente se podía modernizar la Academia. Consolidar tradiciones no implica distanciarse de la sociedad, o que una persona se exprese con arrogancia. Las camarillas no son válidas hoy en día. Los delitos y las trampas tienen que ser denunciadas al sistema judicial”. Estas palabras son, sin duda alguna, un revés bien dado a todos los miembros de la Academia, en su mayoría hombres. Todo el follón desatado por Jean Claude Arnault, ha puesto también en el tapete que en la Academia existen otros problemas como por ejemplo intrigas, rencillas, irregularidades y disputas de poder. Se podría de decir, entonces, que la Academia y el pueblo sueco están enfrentados por primera vez. Para empezar, la Academia no es considerada como una autoridad, sus miembros no son escogidos por el pueblo y gozaban, hasta hace poco, de un cargo vitalicio. Sin embargo, el pueblo sueco le da legitimidad y, además, se siente orgulloso de esta institución. El rey Carlos Gustavo es el máximo protector, pero no está presente en las reuniones del Comité Nobel. Desde su trono ha cambiado, o mejor dicho ha completado, los estatutos de la Academia. Pues ahora es posible que un miembro abandone la Academia a petición propia.

Como es de suponer, la mayoría de los suecos y las suecas están en contra de la conducta inmoral de Jean Claude Arnault. Y hay voces que reclaman que todos los miembros de la Academia son responsables de las jaranas suscitadas en el corazón de la institución y, por consiguiente, deberían renunciar a su cargo. Ninguna de las mujeres de los miembros (hombres), han estado implicadas en cuestiones de la Academia. No obstante, Arnault gracias a la palanca de su mujer (Katarina Frostenson) ha logrado codearse con la élite cultural sueca. Este zorro astuto vestido de cordero, durante mucho tiempo, ha vendido gato por liebre a los socios del Comité Nobel. Y todos se preguntan ¿cómo fue posible? La respuesta del pueblo sueco evidencia que este asunto se manejó con parcialidad. Algunas personalidades, desde hace tiempo, han dicho que la Academia no es una institución moderna, sino más bien conservadora, misteriosa y con un alto grado de esnobismo. Quizá la ex secretaria permanente, Sara Danius, trató de cambiar el rumbo de la institución, y encontró una fuerte resistencia entre los miembros. Un detalle curioso es que el día en que renunció Danius, llevaba una blusa blanca con un rosón. El jueves 19 de abril miles de personas se dieron cita, frente a la mansión de la Academia, para solidarizarse con Sara Danius. Hombres y mujeres llevaban también un rosón en el cuello y gritaban: ¡Que renuncien todos los miembros!, ¡Que renuncien todos los miembros!
Según ciertos analistas, la dimisión de Danius no es una cuestión de género. En todo caso, un gran porcentaje, de suecos y suecas,  aseguran que tal renuncia tiene que ver con las estructuras de poder masculino que existen en el Comité Nobel. Suecia es un país que lucha por la igualdad de género. De acuerdo al informe “The Global Gender Gap Report 2014” (Informe Global Brecha de Género 2014), Suecia ocupa el cuarto lugar entre los países que tienen mayor igualdad de género (Primer lugar Islandia, segundo lugar Finlandia y tercer lugar Noruega). Digan lo que digan, los miembros de la Academia Sueca, en cierto modo, han quebrado la imagen de Suecia y la de una sociedad moderna. La crisis en la cúpula de la institución ha dañado el Premio de Literatura más famoso del mundo. El trabajo de selección del Premio Nobel de este año está en riesgo. Pero de una cosa estoy convencido: Se les ha bajado de su pedestal a los miembros de la Academia, y tomará mucho tiempo recobrar la confianza, sobre todo, en el manejo imparcial de la institución.

(c) Javier Claure C.
Estocolmo

Javier Claure C. es un escritor de origen boliviano radicado en Suecia

fotografías y texto: Javier Claure C. enviados por Javier Claure C. para su publicación en la revista Archivos del Sur